No hay saltos, no hay atajos

En las historias de la vida, no hay saltos como en instagram donde podemos decidir que historia ver y cual saltar o adelantar.

Todo sería más facil si en nuestra vida pudieramos brincarnos etapas, momentos incómodos o dolorosos.

Y es que existen esos lapsos que parecen eternos, donde realmente quisieras que te tragara la tierra, que nadie te preguntara nada, cambiarte de ciudad, borrarte del mapa, simplemente no estar en ese lugar o momento en que te encuentras. Y CLARO que puedes dirigirte a donde quieres, pero no es así tan fácil, NO EXISTEN ATAJOS.

Aquellos que nos venden como atajos, terminan robándonos mas tiempo, más energía y más propósito. Cuando quieres llenar ese vacío con vicios, personas u ocupaciones. Puede ayudar, pero esa no es la salida.

El proceso es inevitable y está lleno de propósito. Tenemos que caminar por ahi, aunque no nos guste, aunque duela, cada vez el final estará más cerca, y al final valoraremos cada paso, cada nuevo paizaje, y cada nuevo aprendizaje del proceso.

El proceso es la manera en que Dios nos reconforta con sus fuerzas cuando sentimos qie ya no tenemos. Cuando hacemos vivo el “Que te baste mi gracia”

Dice una frase, despacio que tengo prisa. Una canción, no hay que llegar primero, hay que saber llegar, no hay atajos.

Anuncios

2019….

Vengo en el vuelo, con la novedad de que tiene wi fi y puedo seguir conectada. Cada fin o inicio de año desde hace algunos ya, acostumbro a escribir algo sobre el nuevo plan.

Este nuevo año me ha costado y me estaba resistiendo, porque es difícil, primero que nada porque no tengo un plan.

Inicie el año con “vacaciones” y las disfruté mucho, de repente me salía de la realidad del proceso que estoy pasando, en momentos me ayudó a poder reflexionar a fondo, y en otros para desahogo.

Algunos dirán “En tus redes sociales te ves feliz” y si, no estoy fingiendo, no estoy tratando de ocultar ni de fingir una vida perfecta. Solo trato de resaltar los mejores momentos que me han hecho feliz estos días. Y es que los días malos no te pueden quitar los buenos momentos, y tampoco son para compartirse con todos, pienso que en los procesos tmb puede haber destellos de felicidad.

Escribo esto con un nudo en la garganta, deseando ver milagros este 2019, muchas sonrisas y muchos sueños cumplidos. Deseo que Dios me ayude a ser muy valiente y tomar buenas decisiones. Y sobre todo siempre, siempre escucharlo y seguirlo a Él, entonces sabré que estoy en Puerto seguro. Entonces sabré que todo saldrá bien.

Rosalba Wong

A Corazón abierto

Hoy, era el día de mi boda

Hoy 29 de diciembre de 2018. El día de mi boda, y me encuentro en Álamos, Sonora. Con mis amigas, hermanas de la vida.

Muchos creen que para suspender, o ponerle pausa a una boda tienen que pasar cosas super fuertes, y se que muchos tienen muchas preguntas sobre esto y es normal. Pero la verdad es que no hay mucho que decir, simplemente es bueno detenerse y repensar y buscar que las cosas salgan al 100% tal como las soñaste, y lo más importante darle la importancia que requiere una decisión tan importante para el presente y el futuro.

Hoy debía ser un día de ensueño y lo está siendo para mí de una manera distinta, aunque no es fácil se que vienen días mejores, se que cuando ese día llegue nuevamente será el día más especial, soñado y esperado aún más que antes.

Dios es tan bueno todo el tiempo y el tiene cuidado de nosotros, estamos felices y tranquilos porque sabemos que Él tiene el control y lo mejor para nosotros a su tiempo.

Amo a la gente que todo lo que tiene para decir es “Estoy con ustedes” “Los apoyo” “Oramos por ustedes” “Vámonos a Álamos”

Amo y celebro a la gente que se quita los prejuicios y deja de especular cosas tontas y a los que no también ahaaha. Pero de verdad gracias a quienes saber que estás bien es toda su tranquilidad y alegría. Valen Oro.

Rosalba Wong, a corazón abierto.

14 minutos al día

Hoy fue un día distinto, el entrenamiento acabó temprano, el prometido fuera de la ciudad, cero compromisos sociales o de trabajo, es lunes. Pareciera un buen panorama,  un dia de descanso y de dormir temprano, solo que la rutina te come, te hace parte de sí, tanto que logra hacerte sentir mal cuando tienes un espacio así.

Mientras me bañaba pensaba en eso, que extraña sensación, pero, disfrutaré este tiempo, haré cosas que la semana pasada no podía por tanto trabajo y estréss, pensé en netflix, y tmbn pensé en mis libros, hay uno que es de mis favoritos y tenía un poco empolvado “La resolución para mujeres” este libro es increíble, me ha hecho crecer mucho, y hoy no fue la excepción.

Casualmente el capítulo en el que me quedé está titulado “Espacios sabáticos” y pareciera que ese texto me estaba esperando justo para este momento, y me hizo reflexionar bastante en dos cosas: 1- A parar un día completo, o a detenerme y apartar por lo menos, 14 minutos diarios para hablar con Dios, para dormir una siesta con tranquilidad, para leer mis libros o simplemente ver netflix. 2- A no aferrarme a ninguna actividad, si no al contrario, dejarlas ir y ver que esos espacios en blanco son un regalo, para detenerme, verte sonreír y sentirme vivo, como diría Marcela Gándara.

Como conclusión, a veces solo necesitamos dejar que Dios hable un poco, deternernos y escuchar su voz. El siempre cambia perspectivas.

!tomate-un-ano-sabatico-y-disfruta

Rosalba Wong P.

A corazón abierto ❤

 

El servicio al cliente no es un favor

Últimamente he estado muy “peleonera” pero buscando ser lo más amable posible, ¿Cómo puede ser eso? Pues resulta que he utilizado todos los medios posibles para expresar mi inconformidad, y es que ustedes no me dejarán mentir, cada vez parece que estamos peor en cuanto al servicio al cliente que nos dan, como que en ocasiones piensan que nos están haciendo un favor y no es así.

Cada vez que nosotros adquirimos un producto o servicio, estamos pagando por ello, lo cual nos otorga el derecho de tenerlo COMO DEBE de SER, es decir, si pedimos un platillo deben dártelo tal como te lo prometieron, al mismo costo y por supuesto DE BUENA GANA, no se vale que ni te volteen a ver, ni te escuchen con atención, que te cambien lo que pediste o que ni les importe si quedaste inconforme o feliz.

Una de las razones por las que empresas del nivel que sean no ofrecen un excelente servicio al cliente es porque no hay una competencia que los obligue a hacerlo y por ello “se hacen vivos” como coloquial mente decimos. ¿Qué fue lo que pasó con Uber y Taxi? Tuvo que llegar una nueva empresa con mentalidad diferente para que taxistas se pusieran las pilas, y lo triste es que no lo hicieron por la gente sino por su propio bolsillo que se vio afectado.

¿Qué pasa con las compañías de transporte? Si llegas unos minutos tarde puedes perder el autobús y dinero (considero que es lo justo porque hay que ser puntuales) PERO, no se vale que ellos si puedan tardarse 15, 20, 30 minutos o muchísimo más, y además que no les importe si el usuario tenía un compromiso de tiempo o no les regresen de alguna manera ese tiempo perdido. SIEMPRE tengo malas experiencias con transporte de las dos mejores lineas que hay en esta región, la última de ellas, vendieron doble un boleto de la linea más cómoda, por ende más CARA, y por SU error, quisieron bajar a la señora que ELIGIÓ y PAGÓ por ESE asiento para pasarla a otro que ni al caso, se pelearon con ella y casi le dicen que la van a bajar a la fuerza. ¿Whaaat?

Podría escribir muchísimas hojas con experiencias malas, pero el punto aquí es platicarles que en los últimos días he decidido alzar la voz (en sentido figurado), les explico:

  • Expresar mi inconformidad con la primer persona al frente
  • Si no se resuelve, o me tira a loco, pedirle hablar con un gerente o encargad@.
  • Si no estaba, o “estaba ocupad@ o no quiere hablar:  REDES SOCIALES.
  • Un tweet o una publicación en facebook o instagram no necesariamente van a hacer que te pidan disculpas y mejoren su servicio, eso sería lo ideal y el principal propósito de escribirlo en redes, pero si no les importa tu comentario por lo menos advertirás a otros usuarios de ese tipo de servicios que a nadie le gusta recibir, entonces pueden tomar mejores decisiones al elegir servicios o proveedores.

Ha sido un buen ejercicio que ha surgido de mi cansancio o frustración de ver como empresas se niegan a si mismas el crecimiento, no dimensionan que si tratan bien al cliente, van a volver y los van a amar, ES REAL.

He recibido buenas respuestas en algunas ocasiones, solo espero que se mejore realmente el servicio y no sea solamente por “reducir el mal sabor de boca” sino que otros usuarios no pasen por lo mismo.

Una regla muy importante al alzar la voz cuando recibimos un mal trato o mal servicio, es ser sumamente AMABLE, tampoco hipócritas, pero entender que no es personal, que TODOS merecemos ser bien tratados, pero tampoco debemos quedarnos callados, porque NO ES GRATIS, NO ES UN FAVOR.

Si hablamos más y callamos menos, nosotros si les haremos un favor, los obligaremos a crecer a mejorar, tendrán muchos más clientes y mejores ganancias.

Si de repente ven algún tweet o publicación, no es por peleonera, es por que es lo justo, de verdad, y su ustedes comparten alguna situación, yo se los compartiré y apoyaré.

 

Rosalba Wong P.

A corazón abierto.

 

 

 

 

El último y el primero – 2018

Ambos me parecen tan importantes, tan emocionantes, tan reveladores.

Fat Calendar From December to January

El último, ideal para cerrar ciclos, para confirmar el amor y la amistad, para reflexionar, para pensar en que viene lo mejor. Estos dos días son algo así para mí como mis cumpleaños, son los únicos dos dias del año donde se termina un libro y se empieza otro.

El primero, que mejor motivación para volver a empezar, para continuar con el camino avanzado, para subir más, para agarrar aire, contar hacia la regadera en tiempo de frio y lanzarte al agua, para tomar esa oportunidad, de vivir diferente, de cumplir tus sueños. Es ese empujón que se necesita para tomar decisiones, para cambiar de look, para empezar a vivir diferente.

El primero y el último, siempre se quedan en la memoria, ahora en las redes sociales. Justamente hoy vi uno de los recuerdos que me encantan de facebook, aparecía utilizando un filtro de snapchat haciendola de noticiosa, anunciando la llegada del 2017, sin saber que este año regresaría a ser “noticiosa”.

Ciertamente con quienes decidimos tener nuestros ultimos desayunos, comidas, cafés, mensajes, pensamientos, seguramente son quienes estarán en el primero y el resto del año y por qué no, de la vida.

Esto aplica también para ultimos dias, y primeros, de trabajo, de escuela, de funciones, de lo que sea. Es muy emocionante.

El 2017 fue un año de retos, de bendición, estoy en ese momento en que después de la cena, y antes de responder mensajes  de “Feliz año” empiezo a visualizar mi 2018, y aunque hoy no tenga la vista completa, puedo decir que Dios tiene cuidado de mi, y que me sigue amando intensa y profundamente.

2018, aquí vamos.

 

¿Nunca pateaste a nadie? ¿Ni de chiquita?

Eso me preguntó un compañero de trabajo, cuando le platicaba que me he sentido a gusto en la nueva área, tal vez pensaba que le iba decir que nunca, pero mi respuesta fue que si, a niños y niñas cuando era chiquita pero también lo hice de grande antes de entender que cuando pateas a otros te pateas a ti mismo, y es que ahora lo entiendo ¿De verdad alguien le encuentra algún sentido? Cada vez que buscamos la manera de afectar a alguien más nos estamos haciendo daño a nosotros mismos, lo que siembras cosechas, cuando entendemos de verdad lo que esto significa, siempre podremos encontrar una justificación para lo que hacen los demás que no nos parece, incluso cuando nos lastima.

Si amas a los demás te amas a ti mismo, y amar no significa andar abrazando y siendo cursi, significa soportar, tolerar, respetar, ser discretos, aplaudir logros y saber cuándo callar.

Rosalba Wong, a corazón abierto.